11 de marzo de 2012

Otro país, otra ciudad

El pasado 11 de marzo, día europeo de las víctimas del terrorismo y aniversario de la mayor masacre terrorista en Europa de medio siglo cuando estallaron, a primera hora, varias bombas en trenes que se dirigían hacia una estación céntrica. 

Si esos trenes hubieran tenido como destino cualquier otra capital europea hoy ese país se hubiera parado. Las instituciones políticas habrían dejado las campañas electorales para otro momento, los sindicatos hubieran aparcado sus reivindicaciones a un lado y todo la sociedad civil hubiera recordado este 11 de marzo como el día en que casi 200 inocentes perdieron de golpe su futuro y más de 10.000 personas vieron cómo su vida jamás volvería a ser la misma.




Pero esos trenes tuvieron como destino Madrid, capital de este país cainita e imbécil que es incapaz de funcionar con una mente del siglo XXI y sigue afincado en el siglo XIX, con partidos con ideología de la época y todo.

PP, PSOE, IU, FA, UPyD han decidido que con unas elecciones el 25 de marzo era más útil hacer campaña que guardar un día de silencio, respeto y reflexión.

CCOO, UGT, PSOE, IU y varios partidas nacionalistas de izquierda (si, esa izquierda del siglo XIX) han decidido convocar unas manifestaciones (la autofelación vestida de pancarta) en contra de una reforma laboral (en mi opinión más que reforma es una tirita más a un modelo laboral que ha demostrado no funcionar) de un Gobierno que apenas lleva 3 meses en el poder.

El Ayuntamiento de Zaragoza ha decidido montar un megasimulacro de bomberos en medio de la Plaza del Pilar a la misma hora que a 50 metros se celebraba el acto en recuerdo de las víctimas del atentado sin la presencia ni del Alcalde/Senador ni de la Presidenta de Oregón.

Así qué quieren que les diga, nos vamos a la mierda como país y sociedad, pero es que nos lo estamos ganando a pulso!


No hay comentarios:

Publicar un comentario